¡menudo pueblo!

Zorita de los Canes es un pequeño pueblo de Guadalajara que sorprende a sus visitantes por su singularidad. En este asombroso escenario comparten protagonismo la abrumadora naturaleza que nos rodea y el gran patrimonio histórico que aquí se observa. El apellido "de los Canes" le viene a Zorita por haber tenido distribuidos grandes perros alanos por las torres y patios para defensa de su castillo.

Del entorno natural, destaca el Rio Tajo, que proporciona lugares de ensueño por donde pasa. Disfrutar de la fauna y la flora de este lugar se convierte casi en una obligación, mencionar también que la zona en la que nos encontramos fue declarada reserva fluvial y pertenece a una Zona de Especial Protección de Aves.

En cuanto al patrimonio histórico que encontramos en nuestro pueblo, tenemos por un lado, el parque arqueológico de Recópolis, ciudad visigoda con unas características que la hacen única en Europa. Y por otro, el Castillo de Zorita, sorprendente fortificación que se encuentra en la parte más alta de la villa, desde el cual se pueden observar unas espectaculares panorámicas . 

En Zorita de los Canes vivimos en paz y armonía 30 aldeanos que pretendemos, con nuestra amabilidad, hacer sentir como en su casa a todo aquel que nos visite. 

Esta peculiar villa tiene todos los ingredientes para hacerte desconectar del stress y las prisas cotidianas y adentrarte por unos días en la slow Life que aquí practicamos, una experiencia que jamás olvidarás.